Hasta el próximo 25 de septiembre l@s benamejicenses podrán consultar si sus datos son correctos en las listas del Censo Electoral vigente que se expondrán públicamente en las oficinas municipales del Ayuntamiento (Plaza de la Constitución, 1). Entre los ciudadanos que figuren en esta lista, así como los que aparezcan en las de todos los municipios del Estado, se sortearán las personas que participarán en los juicios con tribunal popular durante los próximos dos años. 

El horario será de 8,30 a 14,00 y de lunes a viernes.

Esta institución se regula en las leyes orgánicas 5/19958/1995 y 10/1995.  «El desempeño de la función de Jurado tendrá, a los efectos del ordenamiento laboral y funcionarial, la consideración de cumplimiento de un deber inexcusable de carácter público y personal».

Los requisitos para ser jurado son, según art. 8 LOTJ:

– ser español mayor de edad,
– encontrarse en pleno ejercicio de sus derechos políticos,
– saber leer y escribir,
– ser vecino, al tiempo de la designación, de cualquiera de los municipios de la provincia en    que el delito se hubiere cometido,
– no estar impedido física, psíquica o sensorialmente para el desempeño de la función de Jurado.

Las excusas para cumplir con este deber se recogen en el artículo 12 LOTJ, y son las siguientes:

– los mayores de 75 años,
– los que hayan desempeñado afectivamente funciones de Jurado en los cuatro años anteriores al día de su designación,
– los que sufran grave trastorno por razón de cargas familiares,
– los que desempeñen trabajo de relevante interés general de difícil sustitución,
– los militares profesionales en activo por razones de servicio,
– los que aleguen y acrediten suficientemente cualquier otra causa que les dificulte de forma grave el desempeño de la función de Jurado.

Estarán formados por 11 ciudadanos (9 titulares y 2 suplentes) para cada juicio. El primer veredicto de un Jurado popular en España se produjo el 27 de mayo de 1996.